A vueltas con E/LE

Un blog de ELE (español lengua extranjera)

By

Propósitos de año nuevo

propositos-de-anio-nuevo

El 2013 ya está casi aquí y queremos que compartáis vuestros propósitos de año nuevo con nosotros. La información la usaremos para hacer un gráfico que compartiremos luego en el blog.

propositos_de_anio_nuevo

Share

By

Literatura española en el World Book Club

Para los que enseñéis español en países de habla anglosajona y queráis unos Podcast literarios entretenidos y llenos de buenas anécdotas y comentarios jugosos, os recomiendo los que se han dedicado a escritores españoles y latinoamericanos en el programa de la BBC, World Book Club.

Todos ellos son en inglés aunque creo que pueden servir como introducción a autores importantes y conocidos de la literatura en lengua española. Cada autor responde a las preguntas del público sobre uno de sus libros más conocidos. El enlace para descargar gratuitamente los programas es el siguiente: BBC World Book Club.

Esta es la lista completa de autores en español hasta el momento.

Isabel Allende, La casa de los espíritus.

Javier Cercas, Soldados de Salamina.

Carlos Fuentes, La muerte de Artemio Cruz.

Javier Marías, Corazón tan blanco.

Carlos Ruíz Zafón, La sombra del viento.

Mario Vargas Llosa, La tía Julia y el escribidor.

 

Share

By

Día de Muertos en México

La «calavera garbancera» conocida como la «Catrina».

El Día de los Muertos es una celebración mexicana de origen prehispánico que se celebra todos los años el 1 y 2 de noviembre, coincidiendo con la festividad católica de Todos los santos. En México es una tradición que comparte su espacio con la católica y el Halloween anglosajón. Para proteger esta antigua tradición indígena, la UNESCO la declaró Patrimonio oral e Intangible de la humanidad en 2007.

Aparte de celebrarse en México, otros países centroamericanos y algunos territorios de EE.UU también la han adoptado.

En el mundo prehispánico (antes de la llegada de los españoles al continente americano) la muerte carecía de connotaciones morales. El destino de las almas no se regía por el comportamiento sino por el tipo de muerte que hubieras tenido. El destino de los muertos podía ser:

– El Tlalocan o paraíso de Tláloc, dios de la lluvia. A este lugar de reposo y abundancia iban los que fallecían por muertes relacionadas con el agua: ahogamientos, rayos, o enfermedades como la gota o hidropesía. No se incineraba a estos muertos(que era lo tradicional) sino que se les enterraba con semillas.

– El Omeyocan, paraíso del sol, presidido por Huitzilopochtli, el dios de la guerra. A este lugar gozo constante se dirigían los que morían en la batalla y las mujeres que fallecían a causa de un parto. Habitar en este lugar era un privilegio y, una vez pasados cuatro años, los muertos retornaban a la vida en forma de pájaros. Para estas culturas, la muerte tenía una connotación positiva puesto que regresar en forma de ave y poder acompañar al sol, era un honor.

– El Mictlán, destinado a quienes morían de muerte natural. Era un sitio oscuro, sin ventanas del que no se podía salir. Estaba presidido por Mictlantecuhtli y Mictecacíhuatl, señor y señora de la muerte. Los muertos tenía que vagar 4 años por diferentes caminos antes de llegar a este lugar. Se les enterraba con un perro de la raza xoloescuincle, que les servia de guía, y muchos objetos que deberían ofrecer como ofrenda a Mictlantecuhtli.

– Por su parte, los niños muertos tenían un lugar especial, llamado Chichihuacuauhco, donde había un árbol del que goteaba leche para su alimentos. La tradición decía que los niños volvería a la vida cuando los habitantes de la tierra desaparecieran, dándole así un sentido positivo al concepto de la muerte.

Con la llegada de los españoles al continente americano, se produjo una mezcla entre tradiciones católica e indígenas que dio como resultado el actual Día de Difuntos.

En este día es típico que las familias levanten altares domésticos en honor a sus difuntos, que incluyen elementos católicos y de simbolismo prehispánico:platillos de comida, pan de muerto, vasos de agua, mezcal, tequila, cigarros e incluso juguetes para los niños. Esto se coloca junto al retrato de la persona fallecida, rodeado de veladores.

Los dulces típicos son las calaveras de dulce (que llevan el  nombre del difunto-y a veces de un vivo-en la frente) y el pan de muerto (panecillos dulces con forma de cráneos o huesos).

Es un día para limpiar y visitar las tumbas en los cementerios. La flor más típica es la Cempasúchil  que se cree que atrae y guía las almas de los muertos. Las tumbas y panteones se decoran con flores coloridas, puesto que esta fiesta carece de connotaciones negativas. Es una celebración de la vida también, rodeada de mucho sentido del humor.

En la siguiente ilustración podéis ver un ejemplo de ellos.

 

El Altar y su significado

La literatura es también una parte importante de esta fiesta. Son muy típicas las calaveras literarias, composiciones satíricas en verso que se publican la víspera del día de Difuntos. Fingen ser epitafios de personas que realmente están vivas y sirven para tratar temas que no se podrían tratar en otro contexto. Suelen acompañarse de dibujos de calaveras conocidos con el nombre de La Catrina o Calavera Garbancera.

Para conocer un poco más la comida típica de este día, podéis entrar en este enlace.

Y si queréis profundizar en el tema, os recomendamos esta web.

Share